La fiesta que acabó con el intento de violación de una mujer a la que tiraron por la ventana en Zaragoza

La Audiencia de Zaragoza juzga a un joven para el que piden hasta 12 años de cárcel por la agresión a una mujer en La Magdalena. El acusado ya fue detenido en 2015, cuando tenía 17 años, por violar presuntamente a una vecina de Las Delicias y prender después fuego al piso.

El acusado, tapándose la cara, durante el juicio celebrado en la Audiencia Provincial de Zaragoza.
José Miguel Marco

La Audiencia de Zaragoza ha sentado este jueves en el banquillo a Zakaria H. M., un joven que a sus 21 años acumula ya dos detenciones por violación y tentativa de homicidio en la capital aragonesa. A una de las víctimas la abandonó en un piso de Las Delicias al que prendió fuego, lo que hizo que la mujer sufriera quemaduras en el 30% de su cuerpo. A la segunda, según mantiene la Fiscalía, la arrojó desnuda por la ventana de una vivienda de La Magdalena. Como consecuencia de la caída, la víctima pasó 17 días en el hospital y aunque logró salvar la vida sufrió gravísimas fracturas en todo el cuerpo.

Como el encausado no había cumplido la mayoría de edad cuando supuestamente agredió a la primera mujer, el 23 de marzo de 2015, el juicio se celebró en la jurisdicción de menores y no trascendió la sentencia. Pero su arresto por los hechos ocurridos en el piso de la calle de Cantín y Gamboa se produjo el 21 de mayo de 2016, cuando Zakaria H. M. tenía ya 18 años, por lo que la vista de este caso se ha celebrado con audiencia pública 

Como relata la víctima, que entonces tenía 47 años, conoció al joven y a un amigo de este en un bar de La Magdalena. Al cerrar el establecimiento, la mujer invitó a ambos a subir a tomar algo más en su casa. Lo que no pudo imaginar la dueña del piso es que el ahora acusado iba a tirar de teléfono para llamar a todos sus colegas y montar allí una fiesta. Y mucho menos, que ella misma acabaría arrojada por una ventana al patio interior del edificio por pedirle al joven que se marchara del piso con toda aquella gente. 

La Fiscalía y la acusación particular, que ejerce el letrado Ignacio de Loyola Rada, piden penas de prisión de entre diez años y medio y doce, ya que atribuyen al encausado una tentativa de homicidio y otra de violación. La víctima asegura que no tiene ninguna duda de que fue Zakaria H. M. quien la cogió del pelo y del brazo y la empujó al vacío. Lo que no tiene tan claro es que llegara a agredirla sexualmente. "Se puso muy agresivo y me arrancó el vestido. Yo tenía mucho miedo, porque me pareció que tenía un cuchillo. No sé si quería mantener sexo conmigo, pero estaba convencida de que me quería matar", dijo este jueves ante el tribunal.

El acusado, que pese a su corta edad arrastra cerca de 40 reseñas policiales, lo niega todo. "La movida empieza porque yo le robé droga a esta mujer. Supongo que por eso ha montado todo este circo", dice. Según el joven, él le había alquilado una habitación a la víctima, pero no puede probarlo porque le pagaba en negro. Asegura que el día de los hechos ni siquiera estuvo en el piso y que era la mujer la que montaba las fiestas.

Etiquetas