La Guardia Civil honra a su patrona y se reivindica como la institución más valorada

El director general asistió al desfile celebrado ayer junto a la basílica e instó a sus agentes a ser "ejemplo de servicio permanente"

La Guardia Civil honra a su patrona y se reivindica como la institución más valorada
GUILLERMO MESTRE

Fue un 8 de febrero de 1913 cuando el rey Alfonso XlII firmó la orden que proclamaba a la Virgen del Pilar como patrona de la Guardia Civil. Y, desde entonces, sus agentes no han dejado de encomendarse a ella en cada servicio y misión. El cuerpo nació para "garantizar la paz en los campos y la seguridad en los caminos". Pero 170 años después de su fundación, a sus miembros les mueven nuevos objetivos: los todoterrenos han sustituido a las caballerías y las nuevas tecnologías se han convertido en sus nuevas armas. Lo que no ha cambiado en todo este tiempo es su fervor por la Virgen del Pilar, a la que el instituto armado volvió a honrar ayer con un acto solemne y un desfile a los pies del templo.


La ceremonia fue presidida por la presidenta de Aragón, Luisa Fernanda Rudi, que nada más llegar a la plaza del Pilar pasó revista a las distintas unidades acompañada del director general de la Guardia Civil, Arsenio Fernández de Mesa. Sin embargo, el primero en tomar la palabra y dirigirse a los cientos de personas congregadas junto a la basílica fue el general jefe de la zona de Aragón, Antonio Tocón. Y este no desperdició la ocasión para reivindicar la importante labor que desarrollan los funcionarios del Cuerpo. "Que con rigor, firmeza, constancia y lealtad se ha convertido en la institución más valorada por los ciudadanos", recordó Tocón, citando fuentes del Centro de Investigación Sociológicas (CIS).


El general no pasó por alto el "alto componente vocacional" de los integrantes de la Benemérita, a los que instó a combatir la crisis de valores que sufre la sociedad "prestando servicio con ilusión y cariño".


Fernández de Mesa recogió el testigo de Tocón en la tribuna e insistió en la importancia de que en un momento tan difícil como el actual la ciudadanía siga valorando de una forma tan significativa el trabajo que prestan los funcionarios del instituto armado. "Por ello, debéis ser ejemplo y testimonio permanente de servicio", recordó los varios cientos de guardias presentes en el acto. Les instó a seguir los pasos de quienes les han antecedido: algunos de ellos, condecorados ayer al pasar a la reserva. El director general honró la memoria de los cientos de funcionarios que han dado su vida por defender los valores democráticos de la Constitución de 1978 y recordó que ahora tampoco faltan "héroes". "Héroes como los tres compañeros que murieron el pasado 24 de agosto en León cuando rescataban con un helicóptero a un senderista, o héroes como el agente de la Agrupación de Tráfico que murió en septiembre durante la vuelta ciclista", señaló.


La última en tomar la palabra fue la presidenta de la DGA, quien quiso agradecer a los miembros de la Benemérita el "valioso servicio" que prestan en un territorio como el aragonés, "tan complicado por sus características geográficas". Tras el recuerdo a los caídos, un desfile con representantes de todas las especialidades del Cuerpo puso fin a la ceremonia.


Etiquetas