Ana Obregón lo deja todo para estar al lado de su hijo

El joven lleva dos meses en Nueva York, donde fue visto entrando en un centro médico especializado en el tratamiento del cáncer.

Ana Obregón y su hijo en una imagen de hace unos meses.
Instagram Ana Obregón

Desde hace dos meses, la vida de Ana Obregón ha dado un giro de 180 grados. La actriz, presentadora y guionista, habitual de las revistas del corazón y protagonista de todas las fiestas a las que acudía, ha desaparecido del mundo del 'famoseo' para ejercer su mejor papel, el de madre.

Un retiro que arrancó en el mismo instante en el que su único hijo, Álex Lequio, fruto de su fallida relación con Alessandro Lequio, copaba los titulares de la prensa rosa después de que la revista 'Diez Minutos' publicara unas imágenes en las que aparecía entrando en el Memorial Sloan Kettering Cancer Center, un centro médico en Nueva York especializado en el tratamiento del cáncer. Junto a él, sus padres y su novia, Francisca González, con quien piensa contraer matrimonio próximamente.

A raíz de estas imágenes, los rumores se dispararon y fue el propio joven quien salió a desmentirlos asegurando que «está todo bien. No hay de qué preocuparse».

Poco después volvió a responder asegurando: «No voy a hablar más. Lo estamos llevando todo en silencio».

La misma respuesta que ha dado su padre cuando se le ha preguntado por el estado de salud del segundo de sus hijos. Él dejó caro que "la familia es lo primero" y en estos dos meses ya ha viajado en varias ocasiones a la ciudad de los rascacielos.

Mientras, la actriz continúa en Nueva York junto a su hijo y ha dejado a un lado todos sus compromisos profesionales y también familiares, ya que ahora son sus hermanos los que se encargan de cuidar a sus padres, que son muy mayores y necesitan continuos cuidados.

En las últimas fotos que se han visto del joven, aparece con la cabeza rapada en una fiesta en el hotel donde se hospedan en la Gran Manzana.

Etiquetas