Psicología

Los niños también pueden notar la vuelta al cole

El Dr. Gonzalo Pin, jefe de la Unidad de Pediatría y la Unidad del Sueño del Hospital Quirón Valencia, recomienda "adelantarnos a la vuelta al cole una semana o diez días antes de empezar las clases, adaptando todos los ritmos del niño al nuevo horario".

Comienzo del curso en el colegio Valdespartera II_7
TONI GALáN /A PHOTO AGENCY

Los ritmos de vigilia y sueño, al igual que otros ritmos biológicos, necesitan unos días para adaptarse a las nuevas circunstancias y horarios. Este periodo suele ser más difícil en los niños tras las vacaciones y su incorporación a las rutinas escolares, afirman fuentes médicas del Grupo Quirón. En esta etapa transitoria, que suele durar más o menos una semana, los niños pueden presentar diferentes trastornos psíquicos, como cansancio, apatía, tristeza, decaimiento, ansiedad, falta de concentración e, incluso, en casos extremos, depresión, con irritabilidad y agresividad asociadas.


Para evitar la aparición de estos trastornos, el Dr. Gonzalo Pin, jefe de la Unidad de Pediatría y la Unidad del Sueño del Hospital Quirón Valencia, recomienda "adelantarnos a la vuelta al cole una semana o diez días antes de empezar las clases. Para ello iremos adaptando todos los ritmos del niño al nuevo horario, adelantando, cada tres días aproximadamente, todas las acciones, como son levantarse, desayunar, comida, cena y la hora de acostarse". De esta forma, se conseguirá una inmersión progresiva en los nuevos horarios típicos de cada etapa escolar.



Haga clic para volver al suplemento de salud.

Etiquetas