Teruel y Lleida ofrecen un fútbol poco vistoso

Las defensas se impusieron a los ataques y ninguno de los dos equipos ofreció verticalidad en las acciones

Teruel y Lleida hicieron tablas en Pinilla
Antonio García /Bikofoto

Reparto de puntos en Pinilla en un compromiso marcado por la igualdad, las escasas oportunidades y el gran esfuerzo desplegado por todos los protagonistas. CD Teruel y Lleida ofertaron un fútbol poco vistoso, muy trabado y con faltas entre dos equipos que se esforzaron en medio de una tarde calurosa y donde cualquier error podía decantar la suerte de un choque que vivió noventa minutos sin goles.

El choque de ayer en Pinilla se convirtió por momentos en una guerra de guerrilas. La primera misión de cada futbolista era no dejar pensar a su par. De este modo superar a un enemigo  resultó una tarea sumamente complicada puesto que tras cualquier recorte o combinación vino acompañada de una falta inmediata.

Los visitantes trataron en el inicio del choque de imponer su mayor conocimiento de la categoría. La experiencia de sus futbolistas se dajaba notar ante un equipo al que le costó en torno a los diez minutos encontrar su sitio sobre el bien cuidado césped de Pinilla.

Y eso que Durán gozó de la primera oportunidad del choque con un cabezazo al saque de un córner que se marchó ligeramente desviado. La respuesta llego dos después. Pedro, posiblemente uno de los jugadores más desequilibrantes de la categoría metió un balón a Alpha pero su cabezazo se marchó ligeramente desviado.

Pero poco a poco el CD?Teruel se asentó sobre el terreno. Las ocasiones no eran muchas y en la mayoría de las oportunidades el balón se marchaba por los laterales de ambas porterías.

Por parte local lo intentaron Jamelli, Juan Mera y poco después. Aitor Aspas, en una de las escasas acciones por la izquierda antes del descanso.

La decoración varió después del descanso. Si bien las faltas siguieron siendo una constante el balón pasó a estar más tiempo en poder del conjunto catalán. Los leridanos buscaban a Pedro como elemento diferenciador. Cada vez que consiguió controlar la sensación de peligro era evidente y los centrales locales sufrieron de lo lindo para intentar controlarlo.

Por si esto fuera poco el Lleida  forzaba numerosas faltas al borde del área. La envergadura de sus futbolistas ponía la pimienta. Con seis ‘picas’ por encima del 1,90 controlar a todos ellos era una misión que a veces pudo parecer suicida. Sin embargo, el CD?Teruel se mostró activo en esa faceta del juego y pese a todo eran más las sensaciones que el peligro evidente.

Mediada la segunda mitad los rojillos perdieron Marcos Ainoza por un problema muscular. Este contratiempo supuso la incorporación de Alberto Leira que ayudó en gran manera a controlar la situación.

Los locales volvieron a gozar de algunas posesiones, en base a las combinaciones propiciadas por Jamelli y el propio Leira. sin embargo entre Tano y Trilles controlaban muy bien a los puntas locales que no encontraban la fórmula para recibir en ventaja.

las mejoras ocasiones catalanas vinieron siempre a través de las intervenciones de Pedro, excepto un remate de Juanto Ortuño que desbarató Valera. El portero andaluz además se convirtió en protagonista al realizar una extraordinaria intervención a un cabezazo de Trilles después de un saque de esquina, en la mejor oportunidad de toda la tarde.

Ya en el tramo final el CD?Teruel volvió a acercarse con cierta sensación de seguridad sobre el marco bien defendido por Pau Torres. Las últimas oportunidades tuvieron color turolense. Primero por medio de Juan Mera, y cuando el tiempo ya estaba cumplido llegó la de Juan Camilo Becerra que de nuevo se encontró con una buena acción del guardameta.

Reparto de puntos, por tanto en un choque muy complicado. Lo más positivo es que el equipo acumula tres jornadas sin encajar, pero por contra la nota negativa llega por el escaso rendimiento goleador, con un tanto obtenido en cuatro partidos disputados.

Ficha técnica

CD Teruel. Valera, Crespo, Aspas, Cabetas, Durán, Ainoza (Aberto Leira m. 59), Dieste (Iñaki m. 59), Mera, Hamza (Becerra m. 75), Jamelli y Bikoro

Lleida Esportiu. Pau torres, Dalmau, oriol, Albis, Tano, Trilles, Alpha, Marc Martínez (César m. 82), Pedro, Cano (Artiles m. 75) y Musa (Juanto Ortuño m. 61)

Árbitro; Dirigió el choque el colegiado valenciano Francisco Javier Fernández. Amonesto a Alberto Leira por los locales y a Musa por los visitantes.

Incidencias. Mucho calor en Pinilla. Campo en perfectas condiciones y más de 900 espectadores en las gradas.

Más información en la web de Afición

Etiquetas