Claves para vestir de forma adecuada en la Ofrenda

Llevar un moño bajo, poner de forma adecuada el mantón y no combinar estilos son algunos de los consejos para no desentonar en el día grande de fiestas. 

La ofrenda de flores es uno de los actos multitudinarios.
José Miguel Marco

Ya está casi todo preparado para el día grande de las Fiestas del Pilar. El 12 de octubre miles de personas de todo el mundo llevarán sus flores a las Virgen del Pilar durante la Ofrenda de Flores. Allí, el traje típico de Aragón es el protagonista, aunque también deja espacio a los atuendos de otras comunidades y de otros países del mundo. En este aspecto, como todos los ámbitos de la moda, para gustos están los colores, pero hay unas claves básicas para ser lo más fiel posible el traje regional más tradicional. 

  • Un mantón bien colocado: muchas mujeres visten impresionantes mantones visten durante la ofrenda. Los hay de todos los colores y tamaños pero, lo más importante, es llevarlo bien colocado. Hay que olvidarse de dejar los hombros al descubierto y de empezar a colocar el mantón por debajo de estos. Esta pieza tiene que colocarse sobre los hombros y estar centrada en la espalda. 
  • Ojo con las enaguas y refajos: todas las piezas interiores del traje regional tienen que quedar bajo la falda. Hay que evitar que las puntillas y demás adornos queden a la vista. 
  • Moño bajo y sin flequillo: laca, gomina y horquillas son las grandes aliadas para mantener el pelo a raya ese día. Por supuesto, la cara tiene que estar despejada, sin ningún tipo de flequillo y el moño ha de hacerse bajo. 
  • Zapatos con trajes de gala, zapatillas para los de campesina: los trajes de diario, según la tradición, eran los de campesina, ya que con ellos iban a hacer las tareas del campo. La comodidad primaba en ellos y, por tanto, las zapatillas eran el calzado más adecuado. Por el contrario, cuando la ocasión lo requería, iban de gala, calzándose, en esta ocasión, unos zapatos. 
  • Evitar el cachirulo rojo y negro de cuadros o sus variantes: es mejor dejar este cachirulo como complemento para el resto de días festivos. Este tipo de cachirulo se propuso para estandarizar el atuendo de Zaragoza pero, hoy en día hay una rica diversidad de estampados y colores. 
  • Los flecos de la faja escondidos y los calzones a la altura de la rodilla : una vez puesta la faja, hay que evitar que los flecos queden a la vista. A la vez que se sujeta la faja, se esconden estos flecos, que sí son tradicionales de otros trajes regionales. Además, los calzones deben ir a la altura de la rodilla que, en muchas ocasiones, se dejan excesivamente por debajo de estas. 
  • Fuera complementos: las gafas de sol, los anillos, los collares de diario y los 'piercings' hay que dejarlos en casa. Respecto a las uñas, también es recomendables llevarlas sin pintar.
Etiquetas