Investigación

El coronavirus ya estaba en gatos callejeros de Zaragoza en enero de 2020

Una investigación de Unizar prueba que estuvieron expuestos al detectar anticuerpos con una nueva técnica serológica.

Gato callejero en Zaragoza
Francisco Jiménez

Dos meses antes de que se registrara el primer caso de covid-19 en Aragón el 6 de marzo de 2020, hace ahora un año, el coronavirus "ya estaba circulando por nuestra geografía". Eso indica un estudio que ha detectado anticuerpos específicos contra el SARS-CoV-2 en dos gatos callejeros de Zaragoza en enero de 2020.

"Pensamos que la transmisión se produjo desde una persona asintomática a un gato", señala el investigador veterinario Sergio Villanueva Saz, primer autor del artículo que acaba de ser publicado en la revista ‘Transboundary and Emerging diseases’. "Aunque el origen de esta pandemia es de animal a persona –recuerda el investigador y profesor de la Universidad de Zaragoza–, la evidencia científica que tenemos a día de hoy indica que somos nosotros quienes podemos contagiar de covid a nuestras mascotas, no al revés, por lo que las colonias de gatos controladas no tienen por qué suponer ningún peligro de infección para las personas".

En este caso, analizar las muestras tomadas de una de estas colonias cuidadas por voluntarios "nos ha servido para monitorizar la enfermedad, ya que estos individuos centinelas nos informan de la fecha en que su sistema inmunitario estuvo en contacto con el virus que, de forma indirecta, podemos asegurar que ya circulaba en la ciudad", explica.

Las muestras más tempranas fueron tomadas para otra investigación, pero al surgir la pandemia, se decidió utilizarlas para rastrear el paso del SARS-CoV-2. De los 114 gatos cuyo suero se analizó, cuatro dieron un resultado positivo: dos muestras habían sido tomadas en el mes de enero, "justo después de Reyes", concreta Villanueva, otra en febrero y la cuarta, ya en el marco de este estudio, en julio.

La investigación demuestra que estos animales estuvieron expuestos a la infección y generaron anticuerpos, que han podido ser detectados gracias a una nueva técnica serológica desarrollada por la propia Universidad de Zaragoza y que está en proceso de patente.

Los veterinarios del Laboratorio de Inmunopatología Clínica de la Facultad de Veterinaria han unido esfuerzos con inmunólogos, médicos y químicos expertos en proteínas. Este mismo equipo multidisciplinar de investigadores aragoneses ha demostrado también, de nuevo mediante la detección de anticuerpos frente al virus, que los hurones de compañía pueden infectarse con SARS-CoV-2. Este estudio ha sido publicado en la revista ‘Animals’.

Una patente a la vista

Tras un año de desarrollo, ya está presentada la memoria para patentar este método que detecta anticuerpos del SARS-CoV-2 en cualquier especie animal: "Es una técnica multiespecie, de gran versatilidad, da igual que se trate de un perro, un caballo, una oveja, un visón, un hurón, un gato...". Es el típico Elisa, pero no existía una técnica serológica de detección de anticuerpos ante el SARS-CoV-2 para veterinaria, pues los reactivos aplicados en test de humanos no son extrapolables a animales. "Aunque existe un test francés, nuestro método es el primero avalado por dos publicaciones científicas", destaca Villanueva. Este tipo de pruebas serológicas "detectan infecciones pasadas y tienen gran interés epidemiológico para ver el impacto de la covid-19 en las mascotas y en la fauna silvestre".

En Estados Unidos se ha registrado un caso de covid-19 en visón americano salvaje. Y en Zaragoza ya se apunta también hacia la fauna salvaje. Los investigadores comenzarán pronto a analizar las muestras tomadas en ejemplares de jineta, comadreja y visón europeo procedentes de la cornisa cantábrica. 

También tienen previsto empezar a investigar el grado de exposición al virus en perros de compañía, algo que no han hecho antes porque las especies que, según vamos conociendo, son más susceptibles son los felinos y los mustélidos. El siguiente paso será pasar a animales de producción, concretamente ovejas y cabras.

Un equipo interdisciplinar

  • Veterinarios Desde el Laboratorio de Inmunopatología Clínica de la Universidad de Zaragoza (Sergio Villanueva, Antonio Fernández, Maite Verde y Delia Lacasta) se ha liderado esta investigación, con el apoyo del Departamento de Producción Animal y Ciencia de los Alimentos (Dolores Pérez).
  • Expertos en proteínas Del Instituto de Biocomputación y Física de Sistemas Complejos (Ramón Hurtado).
  • Inmunólogos Del Instituto de Investigación Sanitaria de Aragón ( Julián Pardo).
  • Médicos Del Hospital Clínico Universitario Lozano Blesa (José Ramón Paño).
Etiquetas