Salud mental

Oliván: "Debe primar la calidad asistencial y no la comodidad"

El consejero de Sanidad ha asegurado que con el tranvía no debería ser un problema que los vecinos de San José, Torrero y La Paz se desplacen al centro de Valdespartera.

Oliván prevé externalizaciones de servicios y recortes en el gasto farmacéutico
JOSE MIGUEL MARCO

El consejero de Sanidad, Ricardo Oliván, ha afirmado que lo que debe primar es "la calidad asistencial" y no la comodidad para acceder al servicio de salud mental, tras el rechazo que ha suscitado entre los vecinos afectados la decisión de agrupar en un solo lugar los servicios de salud mental de varios centros de salud.


Oliván ha contestado así a las críticas de las asociaciones vecinales de San José, Venecia-Montes de Torrero, La Paz, Ramón Pignatelli y El Cantero, debido a la unificación de seis centros de salud mental en uno situado en Valdespartera, diciendo que "tienen derecho a opinar" y que "las respeta pero no las comparte en absoluto".


Además, ha recalcado, en relación con las quejas por la distancia de los domicilios al centro, que con el tranvía no debería ser ya un problema desplazarse al centro de salud mental en Valdespartera.


El consejero ha querido dejar claro que todas las decisiones tomadas "están basadas en datos y en criterios técnicos fundamentalmente".


De esta manera, ha señalado que ya se realizó una unificación similar en el Sector I que permitió la mejora del servicio de atención a personas con problemas psiquiátricos y que funcione "mucho mejor, de manera unificada y concentrada y con la participación de varios psiquiatras".


Así, Oliván ha insistido en que la unificación de las unidades del Sector II mejorará la atención al paciente, "que es lo importante".


Ha declarado que la integración será efectiva "en las próximas semanas", ya que será "un paso previo a otras intervenciones" que la consejería de Sanidad va a acometer en materia de salud mental.


Entre estas intervenciones, ha destacado la creación de una unidad específica para hospitalización de pacientes psiquiátricos en el Hospital Miguel Servet que supondrá "once camas más" y que "completará el mapa de atención sanitaria en salud mental en Aragón", ha dicho Oliván.


Respecto a la reestructuración del personal que trabaja en las unidades afectadas por la unificación, el consejero ha querido dejar claro que "en absoluto" supondrá una reducción de empleo.


Ha añadido que, si se analiza la demanda del nuevo centro y si concluyen "que es suficiente con un número menor de personal", se podría reubicar el sobrante "en la nueva unidad del Servet".


Oliván ha recalcado que el cambio "va a ser mejor" porque se podrán realizar "sesiones clínicas con la participación de varios psiquiatras", se garantizará un número mínimo de médicos "para que no haya problemas" y se podrán ver más casos y "hacer un seguimiento más al día de cada paciente visto por distintos profesionales".

Etiquetas