La UCA alerta de que algunas tiendas ofertan productos de menor calidad en el periodo de rebajas

Se recomienda revisar las normas de compra de los establecimientos para futuras devoluciones o cambios. Las ventas navideñas superan las previsiones y aumentan un 2,5%.

Las compras se intensifican en los días previos al fin de semana de Reyes.
Oliver Duch

La Unión de Consumidores (UCA) Aragón advierte de que algunos establecimientos aprovechan para vender productos de menor calidad durante las rebajas. Es una práctica que están detectando últimamente, según apuntó la presidenta de esta asociación, Fernanda Blanco, quien animó a los compradores a denunciar esta situación ya que es "sancionable". "Los productos que se ofertan en las tiendas durante las rebajas tienen que haber estado a la venta antes, no fabricarse especialmente para esta temporada", indicó Blanco.

Hace días que el consumismo pasea por las calles –es un invitado más en las cenas navideñas–, pero esta semana está todavía más presente por dos razones. Por un lado, la tradición española de regalar en Reyes Magos y no tanto en Papá Noel incentiva las compras y, por otro, los tentadores descuentos que ya ofrecen muchas tiendas. Encontrar a una persona sin una bolsa en la mano por las zonas comerciales de cualquiera de las tres grandes ciudades aragonesas es como buscar una aguja en un pajar o como encontrar a Wally en una primera ojeada: misión imposible. De hecho, el presidente de la Federación de Empresarios de Comercio y Servicios de Zaragoza y Provincia (ECOS), José Antonio Pueyo, ya anunció ayer que las ventas en los comercios zaragozanos están superando las expectativas y han aumentado un 2,5% durante la campaña navideña.

No obstante, hay que tomar precauciones a la hora de abrir la cartera porque tras estos días de alegría y derroche llegan los sustos. Hacer una previsión de los productos que se quieren comprar, pagar en efectivo o comparar precios en diferentes establecimientos son algunas de las recomendaciones que hacen desde la UCA. "Hay que saber qué se quiere comprar y preparar un presupuesto cerrado", explicó la presidenta, quien también subrayó que al pagar con tarjeta el cliente tiene "una sensación de ‘no gasto’", lo que hace que se siga consumiendo, pero si observa "cómo se va el dinero de la cartera" actúa de forma más prudente, añadió.

Compras por internet

Asimismo, muchas de las quejas que se registrarán tras estos días están relacionadas con las adquisiciones a través de internet, cada vez más habituales. Los principales problemas son la seguridad de las páginas webs –siempre han de garantizarse con el candado–, la no correspondencia de las fotografías con el producto que se recibe, una peor calidad o un tallaje diferente. Sin embargo, el poco coste o el esfuerzo que supone tramitar una queja hacen que la gente dé por perdido el dinero y no reclame ni acuda a las asociaciones de consumidores.

Por otro lado, la temporada de rebajas da trabajo extra a las entidades que protegen a los usuarios ante las numerosas irregularidades que cometen algunos establecimientos. Aunque ya se ven muchos carteles que anuncian descuentos –hace años que están liberalizadas y los comercios eligen cuándo empezar–, el comienzo de las rebajas tradicionales será el próximo lunes 7 de enero. "La política de ventas que tienen los grandes almacenes es favorable al consumidor. Nos hemos acostumbrado a devolver lo adquirido sin problemas, pero no todos los establecimientos son iguales", señaló Blanco. Este es uno de los principales problemas con los que lidian: la devolución de los productos. Reembolsar el dinero o hacer vales para gastarlos en el mismo lugar suele ser lo habitual, siempre y cuando se conserve el ticket de compra. Además, la UCA insiste en recomendar que se pidan las hojas de reclamaciones y denunciar si hay anomalías. "Los consumidores tienen los mismos derechos en rebajas que durante el resto del año", señaló la presidenta.

Consejos

Hacer una lista. Antes de acudir a comprar es recomendable hacer una lista de los productos que se desea comprar, para evitar las compras compulsivas.

Tener un presupuesto. Además de la lista, fijar un presupuesto ayuda a controlar los gastos.

Pagar en efectivo. Desde la UCA subrayan que el pago con tarjeta crea sensación de ‘no gasto’ en los consumidores.

Consultar las políticas de devolución. No todos los establecimientos reembolsan el dinero. Los usuarios deben informarse de ello para no llevarse sorpresas después.

Comparar precios. Se aconseja consultar los mismos productos en diferentes establecimientos para comparar precios.

Seguridad en las webs. Las compras por internet han de hacerse en sitios seguros y a poder ser que estén sometidos a la legislación de consumo de la Unión Europea.

Etiquetas