Se buscan niños de Zaragoza para adelgazar con videojuegos

Investigadores de la Universidad de Zaragoza inician un estudio con pequeños de entre 9 y 11 años, con el fin de usar las nuevas tecnologías para fomentar el deporte.

Reunión de los profesionales que participarán y colaborarán en el estudio.
Guillermo Mestre

Luchar contra las nuevas tecnologías es una batalla perdida. Investigadores de la Universidad de Zaragoza lo tienen claro. Iniciarán en las próximas semanas un estudio en el que participarán un centenar de niños zaragozanos con obesidad o sobrepeso con el que intentarán demostrar que también con videojuegos activos se puede fomentar la actividad física y a medio plazo reducir peso.

"El objetivo es utilizar las nuevas tecnologías para conseguir que estos niños se muevan", explica José Antonio Casajús, coordinador de este estudio junto a Alejandro González de Agüero, ambos miembros del grupo de investigación Genud (Growth, Exercise, Nutrition and Development).

Aunque el porcentaje de niños aragoneses con problemas de peso se mantiene estable en los últimos años, en torno a un 30%, los expertos insisten en la necesidad de fomentar el ejercicio físico entre la población más joven para prevenir enfermedades crónicas en un futuro. "Estos niños cuando sean adultos son candidatos a sufrir la mayor parte de patologías que caracterizan a las sociedades industriales: hipertensión, diabetes, cuadros depresivos, enfermedades de las arterias coronarias... Hay hasta 27 patologías que se relacionan con la falta de ejercicio", recalca Casajús.

Pediatras y enfermeras de cuatro centros de salud, Picarral, Arrabal, Fernando el Católico y Sagasta, colaborarán con esta iniciativa e identificarán a los niños con sobrepeso u obesidad que pueden participar en esta investigación, que se prolongará durante dos cursos lectivos. En total, elegirán a 92 pequeños, de entre 9 y 11 años, que se dividirán por sorteo en dos grupos: el de control y el de intervención. Al año siguiente se cambiarán.

El primero solo recibirá charlas trimestrales sobre estilos de vida saludables (la importancia de comer verdura, evitar las bebidas azucaradas...), mientras el resto de los niños harán tres días a la semana ejercicio físico a través de videojuegos. Habrá dos centros con circuitos en Zaragoza: uno en el colegio San Braulio y otro en el polideportivo de la Universidad de Zaragoza. "Habrá Xbox, con las que podrán jugar al tenis, saltar, hacer barrancos, bailar... Pondremos dos bicicletas, con ipad, simulando carreras entre ellos o entre los centros...", explica Casajús.

Controles y mediciones

A todos los participantes se les harán controles y una valoración completa de su estado de salud. Se utilizarán metodologías "novedosas" que no se usan habitualmente en los controles rutinarios, como la densitometría, pletismografías, tomografías... "Tendrán un seguimiento similar al de los deportistas profesionales", detalla el investigador del grupo Genud. Además, mediante el uso de acelerómetros durante 7 días consecutivos se evaluarán los niveles de actividad física y sedentarismo de los niños participantes.

Los investigadores aseguran que con este proyecto, financiado por fondos del Ministerio de Economía, Industria y Competitividad (convocatoria I+D), buscan, además, la implicación de los sanitarios en la prescripción de ejercicio físico. "A los médicos no nos han enseñado a prescribir ejercicio físico, hay una formación autodidacta, a través de lecturas o libros... Podríamos ahorrarnos un montón de dinero si se aconsejara esta práctica", asegura el investigador.

Etiquetas